Skip to main content

un
tajo
se abre en la carne

duele

pero
el
alma se derrama como el mar,

sólo
en
un corazón
que
se inclina

y se inclina aún más

hacia la escucha,

sólo la escucha

como
una ola,

como
una diosa de sal

que
transforma

sed
en dulce agua

-alquimia es saber escuchar

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.