Skip to main content

una
visión primitiva, breve

la
oscuridad cubierta de musgo,
las cenizas hechas camino.

acechan los cuervos

en cada
pensamiento huesudo

que no termina de morir ni de vivir.

al
espíritu le gusta andar vestido.

a veces de cuerpos,
a veces en lluvias.

¿y quién se atreve a quitarle sus ropas?

soy
como un animal que busca nombrarse
y que en el intento más básico, pierde su voz.

aquí
la misma pérdida me arranca de las formas

como
una semilla, en lo dejado atrás

en lo que fue
y en lo que aún no es,

la vida
encuentra nueva y fértil tierra para florecer

una vez
más, sin mí

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.