Es, el conjuro de los sauces

—Orfeo, hijo del rey tracio Eagro y la musa Calíope, fue el
poeta y músico más famoso de todos los tiempos. Apolo le regaló
una lira y las Musas le enseñaron a tocarla, de tal modo que no
sólo encantaba a las fieras, sino que además hacía que los árboles
y las rocas se movieran de sus lugares para seguir el sonido de su
música.

—El tiempo corre sobre el lomo del mundo como un escalofrío (Orfeo)

—Ya en la infancia el poeta revela poseer el talento
de la armonía (que significa juntura ensambladura, ajuste,
proporción y también equilibrio dinámico de contrarios)
con su suave canto, acompañado de armoniosos acordes
de lira, apacigua los ruidos
de la selva y el furioso bramido del mar. (Orfeo)